No se han encontrado widgets en la barra lateral
Me sentó bien el dormir,
espabilado y descansado
sentía como hace tiempo,
notaba que desde el confinamiento
volvía a sentir.
Sentir...
Una palabra complicada,
una sensación no explicada,
...pero lo volvía a vivir.
Entonces ese comienzo
ese desasosiego,
...pudo con mi yo.
Pensaba que ese paseo,
pensaba que ese airear
después del buen descansar,
sería un buen comenzar.
Que manera más tonta
de empezar el después,
resulta que ahora libres
y empiezo a retroceder.
Eso que tenía delante
no era normal,
aunque era humano
aunque era sano
aunque un recuerdo nuestro es,
me quedé parado.
También bloqueado.
Me quería vencer.
No hacía más que recordar,
no hacía más que revivir,
esa forma de afecto
nuestra forma de vivir.
Pero ahora no.
Ahora era diferente,
...ahora era otro yo,
...ahora eras otro tú.
Ahora esa forma de querer
esa forma de amistad,
sólo estaba en nuestra mente.

Por Jesús Ignacio Carrero

Nacido en Madrid en 1974. Escribir es un placer inmenso. Aquí encontrarás poesía y frases que te puedan inspirar. Poesía donde encontrarás lugares no soñados. Aquí además encontrarás alojados mis libros, que te van a enamorar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

This website uses cookies. By continuing to use this site, you accept our use of cookies.